Problématica

Publicado en Problématica

Localización de  la sierra:

La  sierra de Santa Marta se ubicada en el litoral del Golfo de México al noreste de las ciudades de Coatzacoalcos y Minatitlán. “Esta área queda comprendida entre los paralelos 18° 08' y 18° 35' y los meridianos 94° 35'y 95° O2' y cubre una superficie de 150,000 hectáreas…” (Paré et al: 1997: 13). Aunque su aporte volumétrico de sus cuencas al río Coatzacoalcos es insignificante en relación con los escurrimientos provenientes de las sierras de los Chimalapas y Uxpanapa, su valor es estratégico pues abastece el agua del consumo humano de las ciudades mencionadas además de Acayucan, una parte de Cosoleacaque y las zonas conurbadas.

Considerando a una cuenca como la unión de diversos cuerpos de agua para formar cuerpos más grandes que desembocarán en el cuerpo de agua que se encuentra en su nivel de base absoluto (donde el agua no puede erosionar más), entonces la cuenca del río Huazuntlán se encontraría integrada por las subcuencas o microcuencas de los arroyos Mecayapan, Texizapan y Laguna del Ostión, con una extensión estimada de 66,680 hectáreas que atraviesan cuatro municipios (Soteapan Mecayapan Tatahuicapan y Pajapan). 

Como se anoto en el apartado "La Región", los problemas de la región son muchos y se han acumulado con el tiempo. La ley de tierras ociosas; el Programa Nacional de Desmontes (Niembro: 2001:4) y el programa nacional de ganaderización modificaron el paisaje en 25 años. Las consecuencias han sido pérdida de biodiversidad; agudización de la escasez de agua; pérdida de productividad de la tierra; cambios en el clima (cuyas consecuencias suelen ser achacadas al “cambio climático global” omitiendo el incumplimiento de responsabilidades y programas locales que podrían atenuar los impactos en diferentes áreas del país). En la sierra de Santa Marta, las políticas de aprovechamiento del suelo vigentes durante las décadas de los sesenta, setenta y ochenta derribaron 51,770 hectáreas de bosques y selvas (Paré L. et al: 1997: 11), y aunque de entonces a la fecha la deforestación ha disminuido, no se ha detenido.

 

Desde nuestra actividad nos ocupa la pérdida de cubierta vegetal que ha afectado los equilibrios ecológicos de la sierra, ha modificado el clima regional y los microclimas locales, y ha reducido el volumen de agua y la productividad de la tierra. Algunas consecuencias de la deforestación han sido: pérdida de hábitats y extinción de especies animales y vegetales; erosión de suelos fértiles; pérdida de volumen de agua superficial por los cambios que la deforestación ha traído a los procesos biogeológicos de recarga de mantos acuíferos y alteraciones en los microclimas locales. 

En términos de la problemática del agua, mantenemos la hipótesis de que la pérdida de cubierta forestal durante la década de los setenta y los ochenta, estaría correlacionada con la reducción del volumen de agua aunque el gráfico elaborado por el Geógrafo Rafael Gutiérrez muestra un comportamiento cíclico de altas y bajas, también es visible que la tendencia de esos ciclos es hacia la reducción del volumen en el mismo periodo.

 Gráfica elaborada por el Geógrafo Rafael Gutiérrez del Proyecto Sierra de Santa Marta, con datos de la estación de la Comisión Nacional de Agua en Minzapan.

La deforestación impacta de manera directa en la sociedad. Agudiza la pobreza de los pobladores locales al reducir ambientes de producción, lo que lleva a producir menos cantidad y diversidad de alimentos de la que producía antes. A los pobladores urbanos les reduce la disposición de agua y su calidad, lo cual es un problema considerando las pocas y costosas fuentes alternas.

El siguiente cuadro nos muestra los cambios tanto en el volumen de agua como en la población a partir de 1930, datos que son visibles en el gráfico Agua y Población 1930-2020. Como puede observarse, al tiempo que la población se incrementó notablemente en la región a lo largo del siglo XX, el volumen de agua disminuyó drásticamente en el mismo periodo, particularmente entre los años sesenta y posteriores. 

 

Año

Volumen Agua (Miles de M3)

Población sierra de Santa Marta

Población Coatzacoalcos

1930

55,000

7,303

9,209

1940

52,500

9,545

15,748

1950

50,000

12,331

28,347

1960

47,500

15,679

54,425

1970

40,000

20,249

109,588

1980

38,000

24,819

186,129

1990

32,000

41,538

233,115

2000

28,000

51,562

259,096

2010

20,000

55,184

267,212

2020

14,000

54,087

280,363

Agua y población- 1930-2020

Fuente: Elaboración propia con base en la gráfica de comportamiento del volumen de agua elaborada por el Geógrafo Rafael Gutiérrez considerando información de volumen de la estación Minzapan y con datos censales del INEGI. El volumen de agua del año 2000 se estimó considerando la tendencia estimada por el Geógrafo Gutiérrez.

La gráfica muestra el comportamiento de la población de Coatzacoalcos, los municipios de la sierra de Santa Marta (Soteapan, Mecayapan, Pajapan y Tatahuicapan), el volumen de agua y la estimación de disposición de agua por habitante. El crecimiento de la población total (considerando Coatzacoalcos y la sierra de Santa Marta) ha sido de 248.3% entre 1970 y 2000 (243.8% en Coatzacoalcos y 272.5% en los municipios serranos), mientras que el agua en el mismo periodo habría reducido su volumen en 47.6% causando una disminución en la disposición de agua por habitante de 3,235 miles de m3 a 682 miles de m3, es decir una disminución de 78.9%. Esta pérdida de volumen de agua ya se deja sentir en diversas épocas del año y ha sido una de las fuentes de conflicto entre los ejidatarios y pobladores de Tatahuicapan y, el organismo operador del agua y el ayuntamiento de Coatzacoalcos. 

Además de estos problemas, la deforestación implica desprotección natural frente a las lluvias y vientos de tormentas tropicales y huracanes, cuya fuerza es creciente. Los cambios en el clima local y la desprotección frente a los vientos del norte durante el otoño y el invierno, han obligado a casi abandonar el cultivo de maíz de invierno o tapachole, lo que reduce el abasto de alimento a las familias sólo al de temporal, y eso para quienes tienen algún tipo de acceso a la tierra. Esto conduce a otros problemas como la migración experimentada por miles de personas y familias de la sierra que viajan anualmente a los campos de cultivo del norte del país para subsistir.

 

Contacto

Decotux
contacto@decotux.org
01(922)2610055